Santo Domingo.- El Consejo Dominicano de Unidad Evangélica (Codue) pidió hoy al presidente Danilo Medina, así como a sus asesores en materia de salud y estrategia, convocar a un diálogo con el liderazgo de la comunidad evangélica, a fin de establecer un protocolo de apertura de templos.

La entidad agregó, en nota de prensa, que de esta manera se despeja cualquier duda que se presente en este sentido y así bajar los “niveles de tensión” entre los grupos religiosos.

“El Gobierno debe pensar de manera seria en establecer un protocolo claro y diáfano con las iglesias protestantes evangélicas, respetando la Constitución dominicana, la cual consigna el derecho de reunión en el artículo 48: “toda persona tiene el derecho de reunirse, sin permiso previo, con fines lícitos y pacíficos, de conformidad con la ley”, dijo Codue.

El presidente de Codue, el pastor Feliciano Lacen, lamentó la situación “desagradable” provocada por el liderazgo del Centro Cristiano Internacional Emaus, en Higüey, donde representantes de la iglesia y su membresía incurrieron en la violación a lo establecido por las autoridades gubernamentales, al reabrir su templo.

Las autoridades irrumpieron en el lugar y lo cerraron, además de que apresaron a su pastora, quien luego fue liberada.

El presidente de la entidad sostuvo, que al igual que los demás sectores económicos y sociales, las iglesias, no importando su confesión de fe, deben mantener las normas establecidas y preservar la salud y la detención de la COVID-19.

Lacen es de opinión de que las iglesias deben continuar sus jornadas de oración en favor de las familias afectadas por la enfermedad; aprovechar la cantidad de profesionales para dar apoyo pastoral y psicológico a personas afectadas por las pérdidas familiares, y trabajar en la promoción y preservación de la vida durante y después que pase la pandemia.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

code