SANTO DOMINGO.- A pesar de la oposición de sectores del país, principalmente de ganaderos y agricultores de Dajabón, las autoridades haitianas no han paralizado los trabajos de construcción de un canal de riego en la localidad de Perié (Haití) que se suplirá del río Masacre.

Las últimas imágenes captadas por periodistas del Listíín Diario muestran los avances de un canal soterrado y otro a cielo abierto, lo que podría desaparecer el cauce de la parte dominicana del Masacre y echar a pique la producción pecuaria.

César Brito, presidente de la Junta de Regantes de Dajabón, dijo que la obra fue ordenada por el presidente de Haití, Jovenel Moise, quien es productor de bananos.

Asimismo, explicó al Listín Diario que supuestamente otros sectores de poder, como el exsenador de Haití, Jean Kitó, están detrás de la obra.

“Yo como presidente de la Junta de Regantes soy conocedor de todo eso, me cuentan que quienes están detrás del proyecto es el presidente Jovenel Moise y el ex senador Jean Kitó”, enfatizó.

Explicó que con la obra no se beneficiarán los pobres haitianos, porque los sectores poderosos les compraron sus terrenos para proyectos agrícolas.

Dijo que el área que mayormente será afectada con la construcción de ese canal son los Veteranos, Finca 43, La Mella, Finca 41, El Coco, Sanché, La Vigía y otras. También explicó que del lado derecho del río serán afectadas la Finca Socía, Luis Rivas y Caño Frío.

Indicó que en esa zona hay alrededor de 260 productores que resultarán perjudicados con la construcción del proyecto. Expresó que 3,000 tareas dedicadas a la pecuaria serán afectadas, igual que la reserva natural la Laguna de Saladillo, entre Monte Cristi y Dajabón,  que se suple del Masacre.

“Ellos, los haitianos, pueden tomar sus aguas, pero de una forma equitativa, que no nos represen el río, porque eso nos afectaría mucho”, insistió.

De su lado, el encargado del Instituto Nacional de Recursos Hidraulicos (Indrhi) en Dajabón, Rafael Méndez, favoreció un acuerdo para que la obra afecte lo menos posible a la parte dominicana.

Indicó que del río Masacre se benefician alrededor de 1,000 productores dominicanos, por lo que propuso un consenso para que ninguna de las dos naciones resulte afectada.

«Como eso involucra a dos países, hay que tratar el asunto a través de la Comisión Mixta Bilateral», expresó.

Por su parte, la gobernadora de Dajabón, Rosalba Peña, informó que las autoridades dominicanas organizaron un primer  encuentro con sus pares haitianas y acordaron otra reunión con técnicos especializados de ambos países.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

code